noticias

Repaso incontestable del Bathco BM Torrelavega

Número de visitas:

130

La muerte, los impuestos, y la victoria del Bathco BM Torrelavega en el derbi cántabro. Las cosas inevitables que tiene la vida se materializaron por quinta vez consecutiva desde que naranjas y santanderinos se miden en la Liga Plenitude ASOBAL. Un incontestable escuadrón naranja que, bajo la batuta de Álex Mozas, dominó el derbi de principio a fin y sometió a un Blendio Sinfín sin ideas hasta el definitivo 30 – 37.

El partido comenzó con un gran pase de Fabrizio Casanova a la espalda de los treses para la conversión de Jokin Aja. Primera jugada del partido y el Bathco BM Torrelavega dejaba claras sus intenciones. Mile Mijuskovic acertó con el primer lanzamiento de Jacob Díaz, pero se precipitó en el pase largo.

Tioumentsev forzó un penalti y los 2 minutos de Maestro, permitiendo el empate de Aguilella. Atacando a portería vacía, Moreno no acertó con la meta de Ernesto. Mijuskovic demostró que arrancaba inspirado y detuvo la intentona de Tioumentsev. El primer 7 metros naranja, forzado por Martínez, lo hizo efectivo Javi Muñoz. Ya en igualdad, Díaz salvó un ataque que parecía condenado al pasivo.

Casanova fusiló a Ernesto para el 2 – 3. A punto estuvo Mijuskovic de acertar de nuevo, pero la potencia de Tioumentesev ganó el duelo. Muñoz replicó brillantemente en su desplazamiento al pivote asistido por Isidoro. El buen inicio defensivo naranja se vio lastrado una vez más en el minuto 8, cuando Isi Martínez marchó 2 minutos al banquillo. A pesar de ello, Mijuskovic evitó el empate sinfinero desde el penalti.

Tras una serie de cruces, Maestro hizo el primer +2 del choque. La rápida respuesta de Tioumentsev fue recibida con calma por los naranjas, que maduraron un ataque hasta que Adrián fintó a Perbela para sacar los 2 minutos. Al tiempo que se consumía la igualdad numérica, Jokin Aja resolvió en tercer intento un ataque para el 4 – 6. En el minuto 11, el Bathco BM Torrelavega recibió una nueva exclusión, la segunda sobre Oswaldo Maestro.

Sherif recortó distancias. Martínez y Monzón sumaron uno más. El león incordió una vez más a Ernesto y, a puerta vacía, Sherif lanzó desviado. La primera bola de +3 fue abortada por Ernesto. De nuevo 7 contra 7, Mijuskovic se hizo enorme. Con esa segunda oportunidad, Ernesto acertó otra vez, pero un enganchón entre Perbela y Martínez acabó con la segunda exclusión del brasileño.

Blendio Sinfín recuperó la posesión, pero perdió un hombre para el ataque. No le importó a un gélido Tioumentsev, 7 – 8. Gus Alonso robó un balón que Casanova trataba de filtrar a Moreno. El gol de Bohm lo neutralizó Muñoz sin portero. Un error de Perbela llegó a Mijuskovic, que asistió a Muñoz para el 8 – 10. El brasileño erró dos veces seguidas y Pablo Paredes castigó. El +3 naranja fue suficiente para el primer tiempo muerto de Rubén Garabaya. No sirvió la charla del técnico, pues Lombilla robó un balón que Cangiani transformó a la contra. Perbela recortó distancias y Blendio Sinfín se hizo con el balón otra vez en defensa.

Lukas Bohm colocó el 10 – 12. Un gran Paredes asistió a Ramos para reponer el +3. Llegado al 22, le tocó a Adri Fernández irse 2 minutos al banquillo. La inferioridad fue ajusticiada por Perbela. La inspiración de Alonso Moreno forzó un penalti al límite del pasivo. Javi Muñoz acudió a la línea para superar a Ernesto. Mijuskovic y Paredes rescataron otra defensa con la que se salvó la inferioridad.

A pesar de ello, Ernesto sí que acertó contra Moreno, pero también Mijuskovic ante Bohm. La pérdida posterior del alemán acabó con penalti para el Bathco BM Torrelavega. El impertérrito Muñoz se aisló del bullicio para poner el +4. Ajeno también al contexto, Lombilla robó un balón tirándose al suelo. El acierto de Paredes para el 11 – 16 provocó el segundo tiempo muerto de Rubén Garabaya.

No lo veía el claro el técnico local, y tampoco su hinchada, silenciada por la Marea Naranja que repletaba el fondo de La Albericia. El éxtasis naranja se amainó, pues la contra tras recuperación acabó con Cangiani impactando en el rostro de Ernesto. Disculpas mediante, el argentino marchó dos minutos al banquillo. La solidez naranja resultaba inquebrantable para los locales y Moreno recuperó la posesión.

No pudieron acertar los torrelaveguenses y Tioumentsev puso el 12 – 16. Paredes repuso el +5 con 1 minuto por jugar. El error en el pase de Marc López concedió la última bola a los naranjas. Álex Mozas acudió a la mesa para planear la última jugada. Con 30 segundos por delante, Ernesto y la defensa parecieron abortar el ataque. Sin embargo, Moreno se sacó un lanzamiento pegado a la cepa del poste para mandar el partido al descanso 12 – 18.

La locura naranja se prolongó cuando Mijuskovic estrenó con parada el segundo tiempo. Dani Ramos hizo el +7 tras una larga circulación. López y una buena defensa levantaron el ánimo a los Sinfineros. Tioumentsev puso el 14 – 19 tras un buen quiebro. Paredes erró en su lanzamiento, pero también lo hizo Lon al recibir liberado. Muñoz corrió para rehacer el +6. Mijuskovic prolongó la amargura local y un heroico Lombilla forzó los 7 metros a Bohm.

Czaplinski puso el 14 – 21 en el marcador. Otro pie salvador de Mijuskovic volcó el fondo de La Albericia, que siguió patas arriba cuando Javi Muñoz, sin ángulo, hizo el +8. Un robo más de Borja Lombilla lanzó a Czaplinski que voló hasta el fondo de la portería de Ernesto. El tercer tiempo muerto de Garabaya resultó inerte, pues Lombilla y Czaplinski repitieron la operación para el +10.

El arreón local de dos goles consecutivos solo acercó a Blendio Sinfín a 8 goles. Cada acierto como el de Czaplinski alejaba más y más el derbi a los capitalinos. Solo Perbela parecía tener el antídoto al muro naranja. Así iban transcurriendo los minutos con un intercambio de golpes que solo beneficiaba al escuadrón naranja.

La tarea capitalina solo se hizo más difícil tras la expulsión a Perbela por tercera exclusión. En el ataque posterior, Czaplinski puso el +10. En esos números se movía la ventaja cuando arrancó el último cuarto de hora. La defensa mixta de Garabaya contra los centrales tampoco terminaba de surtir efecto, aunque los suyos eran capaces de enlazar mini rachas, insuficientes a todas luces.

Los goles consecutivos de Aguilella y Monzón y las paradas de Marín maquillaron la imagen de un Blendio Sinfín que, a vista de sus aficionados, ya había entregado la cuchara. Las exclusiones del segundo tiempo contra Martínez y Fernández no empañaron el buen hacer de los de Álex Mozas. Eran los últimos 10 minutos cuando Blendio Sinfín logró recortar a 7, pero segundos después, Isi Martínez bordó una vaselina para el 23 – 31. Mijuskovic sofocó definitivamente la rebelión.

El caos se adueñó del partido en un tramo final cargado de espectáculo. Golazos como los de Casanova y Rubiño y un incansable Mijuskovic hicieron las delicias de una Marea Naranja completamente entregada. Con más o menos goles, el partido fue discurriendo lentamente hasta morir el bocinazo final y el resultado de 30 – 37.

Quinta victoria consecutiva en otros tantos derbis en la élite para un Bathco BM Torrelavega incontestable de principio a fin. Una recompensa para los de Álex Mozas después de la evidente mejoría en los últimos partidos. Con esta victoria, los naranjas suman 10 puntos y afrontan con confianza el partido del próximo domingo contra ABANCA Ademar León.

FICHA TÉCNICA

Blendio Sinfín. Ernesto Díaz, Israel Marín; Gustavo Alonso (1), Marcos Domínguez (1), Marcos Aguilella (5), Lukas Bohm (3), Marcos Moreno, Luis Pla, Diego Monzón (3), Sasha Tioumentsev (5), Ángel Basualdo, Jacob Díaz (5), José Manuel Herrero Lon, Joao Perbela (5), Marc López (1) y Omar Sherif (1).

Bathco BM Torrelavega. Carlos Calle, Mile Mijuskovic; Adrián Fernández, Alonso Moreno (1), Álex Rubiño (1), Javi Muñoz (10), Dani Ramos (2), Borja Lombilla, Isidoro Martínez (4), Pablo Paredes (3), Jokin Aja (2), Facundo Cangiani (1), Marko Jurkovic (3), Fabrizio Casanova (4), Oswaldo Maestro (1) y Mikolaj Czaplinski (5).

Parciales

1 – 2, 4 – 5, 7 – 8, 9 – 12, 11 – 15, 12 – 18, descanso

14 – 20, 15 – 24, 18 – 28, 21 – 30, 25 – 33, 30 – 37, final

Árbitros: Luis Ignacio Colmenero y Víctor Rollán

Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn
Email

Entradas Relacionadas

Un equipo para creer en todo

No siempre despertarse significa dejar de soñar. La pesadilla en forma de Emil Nielsen no fue suficiente para que el Bathco BM Torrelavega se retirase con honores en la derrota

leer más »