noticias

Una pretemporada invernal cargada de nivel

Número de visitas:

89

El Bathco BM Torrelavega volvió esta semana a los entrenamientos tras casi un mes sin competición oficial, desde el bocinazo final en Cuenca del pasado 11 de diciembre. Un tan prolongado como merecido descanso para un escuadrón naranja que ya está en marcha de cara a su retorno a la Liga Plenitude ASOBAL, en el horizonte de un cercano 4 de febrero, cuando visite al Bada Huesca.

Con ese objetivo en mente, los de Álex Mozas han arrancado un mes de enero que incluirá 21 sesiones de entrenamientos entre la pista y el gimnasio y 4 partidos amistosos. 4 semanas de entrenamiento, incluyendo la del partido en Huesca, que serán determinantes para que el Bathco BM Torrelavega encare la segunda vuelta con unas sensaciones similares a las que dejó en la primera parte de la competición.

El míster Álex Mozas destaca dos objetivos para este mes de trabajo, “recuperar el tono físico tras unas merecidas vacaciones y hacer algunas modificaciones en el modelo de juego”. Sobre esto último, el preparador habla de los datos recogidos en la primera vuelta y de “un minucioso estudio de esos números que nos deja muy claro en lo que tenemos que mejorar”.

El primer contacto del Bathco BM Torrelavega con el 40×20 vendrá en los días 20 y 21 de enero en Pontevedra. Los naranjas formarán parte del II Torneo Internacional Ciudad de Pontevedra junto al anfitrión Club Cisne Balonmano y los portugueses del ABC Braga y Associaço Atletica Aguas Santas. El día 20, a las 19:00, los de Torrelavega se medirán al conjunto de Braga, con la final y el partido de consolación el sábado. Antes del partido en Huesca, los naranjas tendrán otro compromiso por determinar el fin de semana del 27, 28 y 29 de enero.

En este retorno a la rutina, las bajas marcarán el desarrollo de las semanas en el equipo naranja. Los internacionales Mile Mijuskovic, Ivan Popovic, Facundo Cangiani, Fabrizio Casanova y Oswaldo Maestro, junto al preparador físico Nacho Torrescusa, se encuentran con sus selecciones para disputar el Mundial 2023, que arranca hoy mismo. Además, el propio Álex Mozas se reincorporará una semana más tarde a los entrenamientos por sus compromisos con la selección juvenil.

Mozas admite que “es complicado trabajar con tantos internacionales fuera, pero es un premio al gran rendimiento del equipo”. Estos días, los entrenamientos se completarán con gente del filial, el equipo entrenado por Dani Hernández que se encuentra octavo en su grupo de Primera Nacional. El técnico señala la importancia de que “el filial tiene el mismo modelo de juego que nosotros y los jugadores que suben a entrenar al primer equipo aportan muchísimo”.

Sobre el retorno de los internacionales, Mozas subraya el deseo de que vuelvan “sin lesiones, porque la parte buena ese que vendrán con un buen ritmo competitivo y siendo mejores tras la gran experiencia de vivir un Mundial”.

Facebook
WhatsApp
Twitter
LinkedIn
Email

Entradas Relacionadas